Lo que aprendí en Toyota

Parece que a la blogosfera le ha dado por contar las cosas aprendidas en visitas a Toyota (razones aquí y aquí).

Bueno, pues ahí van algunas de las que he aprendido yo en mis visitas (la verdad es que hay más, pero estas son las que mejor recuerdo. De todas formas me guardo otras por si me pedís un bis 🙂 ).

——————————————-

– El concepto de equipo óptimo: Si tienes un equipo de personas que consigue funcionar bien y necesitas más personal por alguna razón, no metas a más gente en el equipo, duplícalo.

– Resaltar los problemas: Esto lo ví en la parte del taller de reparaciones. El ancho del acceso para vehículos sólo permitía pasar un coche, osea, que o salía uno o entraba, no cabían dos a la vez. Podían haber ampliado el ancho sin problemas pero esto les permitiría ocultar los problemas, así que si había un atasco había que buscar de forma inmediata la causa raíz.

– Nivelar la producción: Había zonas donde para conseguirlo había que echarle autentica imaginación y trabajo, pero hacia eso caminaban.

– Excelente sistema + personas normales = excelentes resultados: Recuerdo que cuando me hablaban de los tiempos que ellos tardaban y los que tardaban otras marcas me decía: “Y las personas que tenemos con nosotros son de aquí, no vienen de estados unidos ni de japón)

– Genchi gembutsu: Esta la recuerdo de las más graciosas. Me contaban que la primera vez que recibieron la visita de los japoneses, prepararon una sala con un catering de alto nivel (cosas de la tierra, you know, jamón, gambas, etc) y unas presentaciones en powerpoint supermegaguays que iban a proyectar en una pantalla que habían preparado especialmente. Todo estaba preparado para causar la mejor impresión posible en los visitantes-jefes. Pues llegaron los japoneses y con pompa y boato los llevaron a la mencionada sala. De repente, y con toda la educación del mundo, ya conocemos a los japos, los educados visitantes dijeron: “Oh, gracias. Pero deseamos ir a la planta”. Y pasaron tres horas walking the gemba hablando con todos los trabajadores, preguntado cosas como “¿haces tu trabajo con comodidad? ¿te molesta algo? ¿No te dificulta ir a coger esa herramienta tan lejos? ¿no notas molestias al poner el brazo en esa posición para apretar la tuerca?”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s