La diplomacia de Ohno

[1]Tetsuo Yamamoto era presidente de Showa Manufacturing, un fabricante de radiadores y calderas japonés. En el año 83, Showa empezó a tener dificultades. La situación llegó a ser dramática y su presidente, el señor Yamamoto, decidió llamar a Ohno y le pidió ayuda.

No se trataba de una decisión trivial, teniendo en cuenta la gran ferocidad que se achacaba a Ohno, quien no soportaba ni a los genios ni a los incompetentes, quienes parecían estar siempre a su alrededor, y que eran fustigados sin piedad por errores que apenas entendían (algún día contaré el casoo de Chihiro Nakao).

Ohno nunca habia aceptado trabajar para ninguna empresa fuera del grupo Toyota, lo que hacía el empresa de Yamamoto aún más dificil. Pero lo consiguió y Ohno aceptó.

Caundo Ohno visitó por primera vez la fundición Koga de Showa Manufacturing Company a principios de 1984, hizo uso de su diplomacia habitual. Después de un rápido paseo por los talleres pidió al presidente Tetsuo Yamamoto que llamara al director de la planta, el señor Takeshi Kawabe. Cuando Kawabe se presentó, Ohno preguntó: “¿es usted el responsable de esta planta?”, Kawabe asintió y seguidamente Ohno rugió: “¡esta fábrica es una verguenza! ¡Es usted un incompetente absoluto!. Yamamoto-san, ¡¡despida a este hombre inmediatamente!!”

I love this man 😎

[1] Historia narrada en Lean Thinking

Anuncios

Un pensamiento en “La diplomacia de Ohno

  1. Pingback: Taiichi Ohno y el despilfarro: La anécdota del paseo con la caja | ALTACUNCTA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s